A Karen Strauss le encanta ganar trofeos para sus clientes, pues considera que los premios afirman la importancia de la estrategia y la creatividad. Como Directora de Estrategia y Creatividad de Ketchum, Karen asegura la disciplina estratégica y la libertad creativa de la red mundial de planificadores de la firma.

Su pasión al estudiar la conducta humana, “crowdsourcing” (ideas creativas financiadas de forma colectiva) y el trabajo a través de silos, le han permitido a Karen y a Ketchum obtener más premios para sus clientes que cualquier otra empresa de relaciones públicas.

Su pasión profesional se divide entre Mercadeo y Comunicaciones con un interés muy alto en poder influir en las mujeres.

Karen colaboró para la empresa Phillips, en América del Norte, a reimaginar lo que significa su promesa para los consumidores "sentido y simplicidad". Para la marca Gillette ayudó a obtener un reconocimiento a través de la campaña “Beso”, que motivó a mujeres y hombres a afeitarse más a menudo. Para WeightWatchers, actualmente lidera una reevaluación de la dieta y convenios a nivel de mercadeo, para revitalizar la marca. Karen se siente muy orgullosa del alcance logrado por la campaña "Construir una casa para América" de la marca de café MaxwellHouse, el cual ha permitido que los empleados y consumidores se comprometan a construir casas para familias de escasos recursos económicos y a la vez este tipo de acciones contribuyen a una imagen positiva de la marca.

En el ámbito de la salud, recientemente ayudó a lanzar Osphena, un nuevo medicamento para la menopausia, a través de charlas honestas y humor para acercarse a las mujeres y sensibilizar a la población acerca de esta etapa. Para Pfizer, creó una campaña integral de educación acerca del colesterol, que mantuvo a Lipitor primero en su categoría; y para Pfizer Consumer Healthcare trabajó en la campaña de la verdadera historia de Advil, que incrementó exitosamente las ventas.

Como persona innovadora, Karen ha creado una serie de primicias para Ketchum: una herramienta de planificación de medios denominada “Media Optimizer Ketchum”; “crowdsourcing” universitario llamado “Mindfire”; y un centro de recursos con ideas creativas llamado “IdeaShop”. 

Karen es "la experta en tareas” por excelencia. Su cocina es su felicidad. Está casada y tiene dos hijas universitarias. Karen obtuvo su Bachillerato en Artes en la Universidad de Yale y se mantiene muy involucrada con las actividades de su alma mater.